Compartir en Facebook

El jefe de la Cámara venezolana dice que el Gobierno ordenó el ataque a la sede del Legislativo

Ver fotos
El presidente de la Asamblea Nacional, el diputado Julio Borges (c), ofrece declaraciones a la prensa el 5 de julio de 2017, en Caracas (Venezuela). EFE
Más

Caracas, 6 jul (EFE).- El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela (AN, Parlamento) Julio Borges, dijo hoy que el ataque que se produjo ayer a la sede del Legislativo por parte de grupos que se identificaron como chavistas y que dejó 20 heridos, incluyendo siete diputados, fue ordenado por el Gobierno de Nicolás Maduro.

"Lo que sucedió ayer fue por orden del propio gobierno. Había dirigentes y empleados de la Alcaldía de Caracas (oficialista), había candidatos a la Constituyente de Maduro", dijo Borges a la emisora privada Unión Radio al referirse a los atacantes.

El diputado opositor señaló que al oficialismo "se les fue de las manos" la situación pues, afirmó, los atacantes fueron apoyados por la Guardia Nacional (GNB, policía militarizada) que no cumplió con las labores de resguardo, aunque aclaró que muchos subordinados de este cuerpo manifestaron su desacuerdo con la situación.

Asimismo advirtió que esta fue una "muestra" de lo que puede ser Venezuela si es electa la Asamblea Nacional Constituyente que ha propuesto Maduro para redactar una nueva Carta Magna, una iniciativa que, según la oposición, solo procura institucionalizar una "dictadura".

Recordó que el jefe del comando de la GNB que custodia el Parlamento, el coronel Vladimir Lugo, fue condecorado recientemente por Maduro después de que este militar lo empujara e insultara, y señaló que este "premio" fue un mensaje del Gobierno para que se desate la violencia en contra de la oposición.

"Eso es una invitación a que cualquier loco haga lo que le dé la gana porque es como una licencia que viene, además, con un premio", dijo y apuntó que esto es una demostración de la "desesperación" del Gobierno, que sabe que es rechazado "en todas partes del mundo", así como por el "pueblo venezolano".

En este sentido, agradeció a los gobiernos, parlamentos y medios internacionales de comunicación el respaldo y solidaridad que han manifestado hacia los diputados que ayer fueron agredidos.

Por su parte, el dos veces candidato a la Presidencia de Venezuela Henrique Capriles responsabilizó al Gobierno por el asalto al Parlamento que, afirmó, fue planificado y sugirió que la Asamblea Nacional debería de "revisar" en qué contribuye la presencia de la GNB en la custodia del palacio Legislativo.

"Probablemente la Asamblea tome la decisión de que la seguridad interna sea con trabajadores de la propia Asamblea Nacional, organizados (…) pero de la puerta para afuera la responsabilidad es del Gobierno", dijo.

Este ataque se produjo cuando faltan poco más de tres semanas para las elecciones a la Asamblea Nacional Constituyente y mientras en el país se desarrolla una ola de protestas antigubernamentales que ya dura más de tres meses y que hasta ahora ha dejado 91 muertos, cientos de heridos y detenidos.

RebloguearCompartirTuitearCompartir