Compartir en Facebook

El Gobierno libio de Unidad nacional dice controlar el este de Trípoli

Milicias libias entran en el "distrito 1", el más occidental y en el que más se ha avanzado en los últimos días. EFE/Archivo
Más

Trípoli, 12 jul (EFE).- Las fuerzas leales al Gobierno libio de Unión Nacional, establecido por la ONU en Trípoli, anunció hoy su control total de la localidad de Qarabuli (75 kilómetros al este de la capital), escenario desde el domingo pasado de intensos combates contra milicias rivales.

Según Hashem Bashar, un líder de las fuerzas del citado ejecutivo, dos soldados murieron durante la jornada de ayer mientras que otros siete resultaron heridos en los enfrentamientos con la milicia de la Guardia Nacional que supuestamente está bajo el mando de un antiguo gobierno considerada por el Gobierno libio como grupo "fuera de la ley".

"La retirada de la fuerzas de la Guardia Nacional de la ciudad de Qarabuli está en su fase final; hemos tomado duras medidas contra estos grupos obligándolos a retirarse después de haber agotado con ellos todas las soluciones pacíficas", afirmó Bachar.

"Estos grupos persistieron y exageraron con los disparos de armas pesadas y medianas sin tomar en consideración la presencia de civiles en el lugar causando el desplazamiento de cientos de familias en los últimos dos días", agregó el oficial.

El grupo de fuerzas de la Guardia Nacional negó por su parte hoy en un comunicado su relación con los acontecimientos en el este de la capital y precisó que hay una parte en conflicto contra las fuerzas apoyadas por el Gobierno de Unión Nacional "respaldada por una fuerza militar rebelde de distintas ciudades y que tienen objeciones a la política del gobierno propuesto".

Entre otras, "estas objeciones se encuentran en la marginación de las unidades del ejército libio, el silencio sobre la intervención militar extranjera y el apoyo al criminal Jalifa Hafter"-hasta ahora el hombre fuerte en el este del país-.

"La Guardia nacional se aleja de todas las disputas y conflictos entre las partes y centra su interés en proporcionar seguridad a la patria y al ciudadano y protección a las instituciones del Estado", agregó.

Según el balance ofrecido ayer por el Ministerio de Salud del Gobierno de Unión Nacional, al menos cuatro personas murieron y otras 21 resultaron heridas en los últimos combates que estallaron desde el domingo pasado entre dichas partes en la ciudad de Qarabuli.

Testigos presenciales explicaron entonces a Efe que tras los combates del domingo la Guardia Nacional bloqueó toda la ruta costera desde Qarabuli hasta los suburbios costeros de la capital.

En esa zona de la capital quedaron paralizadas también las comunicaciones, el sistema bancario y otros servicios.

Libia es un estado fallido, víctima del caos y la guerra civil desde que en 2011 rebeldes apoyados por la OTAN lograron derrocar la dictadura de Muamar al Gadafi.

En la actualidad, dos gobiernos se disputan el poder apoyados por distintas milicias: uno sostenido por la ONU en Trípoli y otro en el este bajo la ascendencia militar del mariscal Jalifa Hafter, que domina cerca del 60 por ciento del territorio nacional.

RebloguearCompartirTuitearCompartir