Compartir en Facebook

Diputado herido en Venezuela tilda a los atacantes de "facinerosos" y "canallas"

Ver fotos
El presidente de la Asamblea Nacional, el diputado Julio Borges (c), ofrece declaraciones a la prensa el 5 de julio de 2017, en Caracas (Venezuela). EFE
Más

Buenos Aires, 6 jul (EFE).- El diputado opositor venezolano Leandro Regnault dijo hoy en una entrevista con una radio argentina que los seguidores del presidente Nicolás Maduro que le agredieron "salvajemente" este miércoles en la Asamblea Nacional (AN, Parlamento) eran "canallas" y "facinerosos".

"Cuando salimos a defender la institucionalidad y a parar la embestida de estos canallas, fuimos agredidos salvajemente con piedras, palos… y yo resulté afectado en la cabeza: recibí 10 puntos en una parte y 7 puntos en otra", relató el legislador de Avanzada Progresista (AP) en declaraciones a Radio Mitre.

Regnault contó que estaban celebrando una sesión solemne por el Día de la Independencia venezolana cuando comenzaron a escuchar detonaciones, gritos e "improperios" y se dieron cuenta de que estaban "sitiados".

"La situación se fue caldeando. Nos pudimos dar cuenta de que la Guardia Nacional (Bolivariana -GNB, policía militarizada-) había prácticamente abandonado su espacio de resguardo y dejaron entrar a estos grupos violentos, facinerosos, incluso delincuenciales, seguidores del Gobierno de Maduro", agregó.

El dirigente de una de las principales cinco organizaciones políticas de la oposición apuntó que se siente "golpeado" y "con dolores" pero con "firmeza" y "el valor republicano más alto que nunca".

El Parlamento, dominado por la oposición, estuvo asediado más de siete horas por decenas de simpatizantes de la llamada revolución bolivariana, quienes lanzaron piedras, fuegos artificiales y objetos contundentes durante un ataque que se saldó con cerca de 20 heridos, entre diputados, periodistas y trabajadores del recinto.

Decenas de funcionarios de la GNB expulsaron a los agresores, aunque su actuación ha sido recriminada por la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD), que les acusa de "pasividad" y de haber permitido el ingreso de los atacantes.

El presidente Maduro, por su parte, condenó los hechos y ordenó abrir una investigación para que "se haga justicia".

Este jueves, Regnault celebró que pese al suceso, tras la sesión especial, la Cámara pudo aprobar el referéndum del próximo 16 de julio para consultar a los venezolanos su rechazo o apoyo a la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), impulsada por el Gobierno para redactar una nueva Constitución.

"El 90 % de la gente está en contra del llamado a la Constituyente, fraudulento, por supuesto, y cerca del 85 % repudia a este Gobierno", aseguró antes de expresar su deseo de que los conflictos se puedan dirimir pronto "en las urnas electorales" y no "después de ver muchas urnas de venezolanos enterrados".

RebloguearCompartirTuitearCompartir